Es muy común escuchar especialmente en mujeres molestias al estómago como la hinchazón o sentir pesadez. Lo que se traduce en la mayoría de los casos en mala salud intestinal.

En nuestro intestino habitan millones de bacterias, tanto saludables como no saludables, llamadas probioticos que han demostrado ser importantísimas para nuestra salud, teniendo un impacto en nuestro sistema inmune, estado nutricional y hasta el desarrollo de la obesidad.

Sin embargo dado múltiples causas; hábitos, fármacos, alimentos ect… nuestras bacterias no son del todo sanas y nos producen alteración; como hinchazón, problemas de absorción, tránsito lento entre otros. Por lo que debemos mantener nuestras bacterias sanas y las malas evitar que crezcan y colonicen.

La clave para mantener una flora intestinal beneficiosa y equilibrada, es aportar y mantener bacterias positivas y entregarles el alimento que estas necesitan

Aquí les dejo algunas maneras de llevar a cabo esto;

  • Consume probiótiocos; bacterias vivas inocuos. Presentes; en yogurt, bebidas y alimentos fermentados.
  • Aporta más fibra, el alimento para nuestras bacterias. Generalmente la población chilena no consume los niveles recomendados de fibra, ya que tenemos una muy baja ingesta de frutas y verduras. Una muy buena forma de aumentar fibra es incluir 1 cdta de Ciruela Plums todas las mañana en nuestro desayuno, disuelta en un vaso de agua.
  • Evita hacer tantas mezclas de alimentos, ya que cada grupo de alimentos (carnes, cereales, frutas, verduras ect) se digieren en tiempos y condiciones diferentes.
  • Evitar la azúcar refinada, esta es el principal alimento de las bacterias negativas, produciendo hinchazón, malestar estomacal y deficiencia en la absorción de nutrientes.
  • Evitar el exceso de antibióticos. Es importante que una vez que termines alguno tratamiento con antibióticos es necesaria la ingesta de bacterias para restablecer la flora benéfica.

Camila Quevedo